Alef Aeronautics: un biplaza volador y 100% eléctrico

El Mobile World Congress ha abierto sus puertas hoy, 26 de febrero, con este coche volador como claro protagonista.

Mientras el Salón Internacional de Ginebra mostraba la desgarradora situación de las ferias de la automoción, con Renault (ganador del COTY 2024 con el Scenic) y Dacia como únicas marcas europeas presentes, en el Mobile World Congress (MWC 2024) de Barcelona un coche volador americano se ha llevado todo el protagonismo de la primera jornada. Se trata del Model A de Alef Aeronautics, una compañía establecida en California (EEUU) que ha cruzado el charco para demostrar que van a otro ritmo.

Las propuestas más controvertidas y futuristas están en el pabellón 6 del recinto de Fira Gran Via, donde podremos encontrar a este biplaza de Alef Aeronautics. Su diseño dista mucho de ser atractivo y recuerda, más bien, a los coches de la distópica película Blade Runner. Efectivamente, y como sucede en ese mítico film, es un coche volador que ya está operativo.

La Federal Aviation Administration (FAA), que es la máxima autoridad aérea en Estados Unidos, certificó las capacidades y la seguridad de este vehículo en el aire. Era la prueba de fuego para la empresa americana, pero todavía no permite su comercialización. Este certificado les será últil para realizar pruebas experimentales a partir de 2025, pese a que ya se han reservado 440 unidades por un precio final de 300.000 dólares.

La fe del país de las oportunidades es así y para 2035 la empresa pretende sacar su segundo modelo. Se llamará model Z y tendrá capacidad para cuatro personas, no como el Model A biplaza, además de una autonomía de 645 kilómetros por tierra y 320 kilómetros por aire.

$!Model A de Alef Aeronautics.

Model A

Y es que el Model A, el primero de su linaje volador, es un modelo 100% eléctrico de 320 kilómetros de autonomía terrestre y 177 kilómetros de radio aéreo. El despegue se hace de manera completamente vertical, como si de un dron se tratase, gracias a las hélices que se esconden en los bajos de la carrocería. Como curiosidad, el habitáculo o cabina, gira en función de la posición de vuelo.

Si los coches actuales tienen 4 sensores y otros tantos radares, este vehículo volador los triplica con el fin de ser 100% seguro. Tal como asegura el fabricante, estos dispositivos realizan un chequeo constante del entorno y el coche en tiempo real. Además, cuenta con un paracaídas automático que se eyectaría al detectar una pérdida de altura anómala.