{ "client":"googima", "schedule": [ { "offset": "pre", "tag": "https://pubads.g.doubleclick.net/gampad/ads?sz=640x360|640x480|480x360|480x361&iu=/138855687/nacional-[adunit-video]&ciu_szs=1x1,728x90,970x90,980x90,970x250,980x250,620x72,300x250,300x600,980x45,320x50,320x100&impl=s&cust_params=p%3Dcpm_preroll%26[custom_params]&gdfp_req=1&env=vp&ad_rule=0&output=vast&vpos=preroll&unviewed_position_start=1&url=[url]&description_url=[url-video]&gdpr=__gdpr__&gdpr_consent=__gdpr_consent__&correlator=__random-number__", "type": "linear" }, { "offset": "post", "tag": "https://pubads.g.doubleclick.net/gampad/ads?sz=640x360|640x480|480x360|480x361&iu=/138855687/nacional-[adunit-video]&ciu_szs=1x1,728x90,970x90,980x90,970x250,980x250,620x72,300x250,300x600,980x45,320x50,320x100&impl=s&cust_params=p%3Dcpm_preroll%26[custom_params]&gdfp_req=1&env=vp&ad_rule=0&output=vast&vpos=postroll&unviewed_position_start=1&url=[url]&description_url=[url-video]&gdpr=__gdpr__&gdpr_consent=__gdpr_consent__&correlator=__random-number__", "type": "linear" } ], "skipmessage": "Saltar anuncio en 10 segundos", "skipoffset": 10, "vpaidcontrols": false, "vpaidmode": "insecure" }

Los beneficios por unidad de Tesla se desplomaron en 2023

Elon Musk ha reaccionado recortando costes, en forma de despidos, e incrementando el precio del Model Y alrededor del mundo.

Tesla gana menos dinero. Según sus cuentas, el año pasado lo cerraron con un margen operativo del 9,2%. Aunque sigue siendo bastante alto, y superior al de la mayoría de marcas de volumen y al de algunas premium, la caída es significativa, puesto que el 2022 lo terminaron con un margen de beneficios por unidad del 16,8%. No obstante, en Tesla ya sabían que pasaría. De hecho, es parte de su estrategia.

En enero de 2023, Neomotor adelantó que la estrategia de Tesla para el año iba a consistir en un recorte de precios significativo en la mayoría de sus mercados, lo que se traduce inequívocamente en menos margen, ya que los coches son igual, según la inflación, más caros de producir.

El objetivo de esta política impulsada por su CEO, Elon Musk, era apostarlo todo al crecimiento a costa de los beneficios para mantenerse en el liderato del segmento eléctrico del mercado ante el florecimiento de una importante competencia a través de los fabricantes tradicionales, que tampoco han acabado presentando batalla real a la marca estadounidense, que colocó el Model 3 y el Model Y en lo más alto de las listas de ventas anuales en Europa.

$!Tesla Model Y

El resultado de esta estrategia es una caída de los ingresos medios por unidad hasta los 48.419 euros, bajando desde los 57.768 euros de 2022. En términos de beneficio por unidad, Tesla se sitúa alrededor de los 4.500 euros, mientras que el año anterior fueron casi 10.000 euros. Aunque el año cerró con más beneficios respecto a 2022, concretamente un 19,4% por encima hasta los 13.786 millones de euros, el crecimiento se debió al incremento de producción, que subió un 38% superando las 1,84 millones de unidades.

Tesla sube precios

Una vez terminado el año, parece que Tesla variará su estrategia y se alineará a los fabricantes tradicionales, que están subiendo sus precios a expensas de las unidades vendidas para ganar más dinero. En ese sentido, en marzo anunció una subida de precios de 2.000 euros para el Model Y, su coche más vendido y el vehículo más vendido del mundo en 2023.

Esta medida responde a la caída del margen operativo, que suele ser uno de los datos más observados por los inversores. De hecho, la estrategia del año pasado los sorprendió porque fue más agresiva de lo esperado. Nada más presentar sus cuentas del año pasado, la firma de Elon Musk cayó un 12,1% en bolsa en una jornada, acentuando una tendencia a la baja que empezó en diciembre y ha durado hasta este mes, cuando el anuncio de despidos -14.000 en todo el mundo- aunque afectó negativamente a su cotización, después la impulsó hacia arriba.

De hecho, aunque parezca duro, despidos son sinónimo de recorte de gastos laborales, por lo que también significa recorte de costes de producción y un mayor margen. Si hay más margen, los inversores sonríen. La inversión anunciada en su red de supercargadores para ampliarla en Estados Unidos y las subidas de precio han terminado por impulsar sus acciones capeando incluso la crisis que está sufriendo en Alemania por culpa de las protestas de los ecologistas, que quieren impedir que amplíe la planta de Berlín. Desde el anuncio de los despidos, el 16 de abril, Tesla ha subido un 7,23% con un pico del 34,12% del 23 de abril al 29 de abril.

Son nuevos tiempos para Tesla y Musk parece que ha captado el mensaje de sus inversores y apostará de nuevo por el margen operativo. Eso sí, si su objetivo no es compatible con esta estrategia, a Musk no le temblará el pulso para cambiarla, sin importarle demasiado la opinión pública ni la de sus inversores.