Un Tesla con Autopilot tiene un accidente cada 10 millones de km

Tesla publica su último Vehicle Safety Record, que sirve trimestralmente para publicitar la seguridad de sus coches, aunque con matices.

Tradicionalmente, Tesla publicaba cada trimestre un informe llamado ‘Vehicle Safety Report’ para demostrar las capacidades de sus vehículos en materia de seguridad vial. No obstante, durante el último año la firma californiana ha estado en silencio. Hasta ahora. Según el último informe, con datos del tercer trimestre de 2022, los conductores de Tesla han registrado un accidente cada 2,75 millones de kilómetros, cifra, sin embargo, que asciende hasta los 10 millones de kilómetros si el conductor usa el Autopilot.

Tesla cita como fuentes de sus informes los datos de la Agencia para la Seguridad del Tráfico de Estados Unidos (NHTSA) y de la Administración Federal de Carreteras (FHWA). La compañía capitaneada por Elon Musk cuenta para este informe todos los accidentes, sin importar la causa o el contexto.

Según los datos, la cantidad de kilómetros entre accidentes de conductores usando el Autopilot ha crecido un 13% interanual, aunque no es la cifra más alta histórica, quedándose ligeramente por debajo de los 10,57 millones de kilómetros del primer trimestre de este mismo año.

Estas cifras demuestran que el sistema de asistencia estrella de la marca mejora continuamente, ya que, siempre según sus informes, los kilómetros por accidente se han doblado en los últimos cuatro años. “Creemos que la combinación de seguridad pasiva, activa y la asistencia automatizada al conductor son cruciales para mantener seguros a todos los conductores en la carretera”, dice la compañía en el informe.

Más accidentes sin Autopilot

No obstante, la cifra registrada por los conductores que no usan el Autopilot ha crecido un 8% interanual. En ese sentido, los números demuestran que, mientras el sistema de asistencia de Tesla mejora progresivamente mediante actualizaciones, no hay tanto progreso en cuanto a la seguridad en el momento de conducirlo sin activar el sistema.

De nuevo, conviene recordar que el informe toma todos los accidentes, dejando de lado si la conducción se produce en ciudades o en autopista, por lo que es difícil sacar conclusiones claras. Parece seguro afirmar que usar el Autopilot de forma correcta permite conducir con una mayor seguridad, pero este informe no aporta comparaciones más precisas.

Tesla también ha publicado en el informe un gráfico comparativo entre los kilómetros que, de media, recorren sus conductores con Autopilot, sin Autopilot y el resto del parque estadounidense entre accidentes. A los 10 millones de kilómetros del primer caso y los 2,75 millones de kilómetros del segundo, se suma el dato de los 1,05 millones de kilómetros entre accidentes del global del parque móvil del país norteamericano.

En este caso, tampoco se especifican varios factores, como el número de vehículos, su segmento y, más importante, su edad y nivel tecnológico ya que los coches más viejos son mucho menos seguros que los modernos y que, por supuesto, los Tesla.