Renault y Geely codesarrollarán un SUV híbrido

Este todocamino llegará primero al mercado surcoreano y se basará sobre la misma plataforma que el Volvo XC40 y el Lynk & Co. 01.

Renault lanzará el primer coche codesarrollado con Geely en 2024 en el mercado surcoreano. Se trata de un SUV de tamaño medio que llegará como el primer hijo del matrimonio que unió a la marca francesa y al grupo chino en mayo, cuando la compañía asiática compró el 34,02% de Renault Korea Motors por 196 millones de euros en mayo.

Este todocamino de la firma del rombo se basará en la plataforma CMA de Volvo -propiedad del grupo Geely- para vehículos compactos. Es el mismo esqueleto del Volvo XC40 y del Lynk & Co. 01, por ejemplo. Como el segundo, el primer coche de Renault y Geely será un vehículo híbrido del que todavía se desconocen todos los detalles relativos a su propulsión y diseño, aunque ya se ha publicado una primera imagen de su silueta.

APUESTA POR COREA

La venta de parte de Renault Korea Motors a Geely fue un movimiento estratégico de Renault para ganar efectivo que gastar en su electrificación y para compartir las inversiones en un mercado difícil dominado con mano de hierro por Hyundai-Kia, que se reparten un 49% del mercado, y en el que la marca francesa cerró 2021 con una caída de las ventas del 36% con 57.480 unidades.

A Geely, por su parte, le suponía una oportunidad de oro de entrar en el mercad surcoreano para acercarse a algunos de los fabricantes de baterías más importantes del mundo: LG Energy Solution, SK Innovation o Samsung SDI, entre otras, para cerrar acuerdos para marcas como Polestar o Smart, otras de las firmas que controla el grupo chino. Además, esta inversión en Renault era el paso lógico tras asociarse para producir coches híbridos que se producirán en la factoría de la francesa en la localidad surcoreana de Busan.

Con todo, Renault Korea Motors, tras unos meses dubitativos, anunció que invertirá más de 900 millones de euros en Corea del Sur en los próximos seis años que se dedicarán a software, conectividad y electrificación. El mismo Luca de Meo, CEO del Grupo Renault, confirmó que la planta de Busan se convertirá en “un centro de exportación para vehículos de tamaño medio y grande”. De Meo reconoció la labor del país firmando “acuerdos de libre comercio con muchos países”, y lo definió como “una muy buena plataforma para exportar nuestros vehículos”.

A GEELY LE GUSTA RENAULT

Las relaciones entre el grupo Geely, uno de los gigantes automovilísticos más grandes del mundo -máximo accionista de Mercedes-Benz AC y propietario del Volvo Group, el Lotus Group y London Electric Vehicle Company- y Renault están intensificándose desde su primer acuerdo para el desarrollo de vehículos en Corea.

Cabe recordar que no solo compró el 34,02% de Renault Korea Motors después, sino que se han emplazado para colaborar en China tras la disolución de la asociación entre Renault y Dongfeng -en China todas las marcas extranjeras, salvo Tesla, deben asociarse con alguna compañía local para poder producir en el país- y además Geely ha manifestado su voluntad de comprar una importante participación en la futura división de coches de combustión de la francesa.